Un desatascador de tuberías casero

Si necesitas un profesional en desatascos de tuberías en Torrevieja pero quieres ir adelantando trabajo hasta su llegada, te vamos a proponer un remedio natural que te va a ayudar con los atascos más complicados.

Cómo hacer un desatascador en casa

Si eres de las personas que habitualmente utilizan productos especiales para desatascar las tuberías, tienes que saber que pueden provocar riesgo para la salud por la gran cantidad de toxicidad que contienen. De hecho, uno de los productos más habituales para estas tareas es la sosa caustica, una sustancia muy peligrosa.

Para elaborar tu propio desatascador casero vas a necesitar dos tazas de bicarbonato de sodio, un litro de agua hirviendo y una taza de vinagre. Lo primero que tienes que hacer es retirar toda el agua que puede haber quedado en la zona del atasco. A continuación, echa una taza de bicarbonato por el desagüe y a continuación, medio litro de agua hirviendo. Esto hará que se disuelva la grasa acumulada.

Después, espera un poco y echa la otra taza de bicarbonato y acto seguido, la de vinagre. Tapa el desagüe y espera unos quince minutos, que es el tiempo aproximado en el que dejarás de oír unos ruidos similares a una efervescencia. Incluso es posible que veas como salen gases y burbujas por el desagüe. Después tendrás que echar el otro medio litro de agua. Puedes repetir el proceso hasta que de resultado.